3

Actividades

CON TALLERES, ENSEÑAN A PADRES Y MAESTROS A PREVENIR VIOLENCIA

8 Nov , 2016   Gallery

El pasado 8 de noviembre se realizaron los talleres educativos para padres, madres y maestros en el Jardín de Niños Selma Lagerloff, de la colonia Antonio Barona en Cuernavaca.

nmp-16-153Su objetivo es identificar las problemáticas que se viven en del entorno familiar y aquellas conductas que puedan afectar a los más vulnerables, que son los niños. Asimismo, se  busca fomentar el respeto, la tolerancia, la educación y el autocontrol como herramientas para generar una mejor convivencia en la familia.

El tallerista Héctor Mojica Romero abundó sobre el objetivo de estos talleres y la importancia de darlos en los jardines de niños:

“El objetivo en general es crear prevención, crear cultura de prevención, de prevención para la violencia en la sociedad, comenzando desde la etapa temprana de los niños que están en el jardín de niños. Y también con los papás manejar algunas herramientas que les son útiles para una mejor crianza de los menores y resolución de conflictos, sobre todo al interior de la familia; esto es que ellos tengas herramientas para poder manejar algunas situaciones críticas que lleguen y evitar, ante todo, el conflicto, para que esto no se convierta después en un problema”.

Rosa Ibañez Vega, directora del Jardín de Niños Selma Lagerloff, comentó sobre los cambios que ha visto y ha notado un gran entusiasmo:

“Es como una forma de autoayuda, sí, digámoslo así, para los papás, porque saben cómo ayudar a los hijos en casa. Ya no es tanto a golpes como se ha manejado, el niño se portó mal pero no es tanto castigarlo a golpes, sino llamarle la atención y hacerlo consciente de que sus acciones están mal, eso también nos está ayudando con los papás, claro”.

Por su parte, la señora Laura Díaz, una de las asistentes, señaló que el taller es muy constructivo y que aprendió a identificar, mediante algunas dinámicas lúdicas, cuáles eran sus debilidades y fortalezas:

“Nos dieron dos cajas: una era para poner las debilidades, todo aquello que era tristeza, enojo, y la otra era una cajita de felicidad, entonces eran momentos de recuerdos buenos que podemos pasar. Y ambas, entre mi hija y yo, teníamos que poner los papelitos ahí, cómo nos había sentido durante dos semanas, para poder ver más lo que habíamos acumulado en cada una de ellas”.

Estos talleres permiten prevenir conductas violentas e intolerancia entre los niños, quienes lo replican en su entorno, con familia y amigos. Son una iniciativa impulsada por el Instituto de Educación Básica del Estado de Morelos y la Confederación Nacional de ONG’s en Derechos Humanos y Desarrollo, a través del Programa Nacional para la Prevención Social de la Violencia y la Delincuencia (Pronapred) Nos Mueve la Paz.

Con información de Nadia Juárez

Comments

comments


A %d blogueros les gusta esto: